Alegre final de la fiesta patronal

DSC_5677

El arzobispo emérito de Yucatán, Mons. Emilio Carlos Berlie Belaunzarán estuvo en Sucilá para oficiar la misa de subida de la Virgen de la Natividad

DSC_5656

El alcalde Diego Lugo Interián y su esposa le dan la bienvenida al arzobispo emérito

 

Sucilá Yucatán; 2 de octubre.- Los habitantes de este municipio vivieron con alegría el final de su feria patronal 2015 con una misa oficiada por un invitado de honor, el arzobispo emérito de Yucatán; Mons. Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, acompañado por el Pbro. Marco Antonio Méndez Campos.
Los sucileños abarrotaron la iglesia de Santiago Apóstol la noche del 30 de septiembre, noche en que siguiendo las tradiciones se regresa a la venerada imagen a su niche luego de sus festividades que inician a principios del mes de septiembre.
Entre los fieles católicos estuvo el alcalde Diego Lugo Interián acompañado de su esposa la Profra. Leydi Manzanero, los que al igual que la comunidad en general participaron en la veneración de la virgen antes de la procesión que antecede su regreso a su nicho.

DSC_5686

La iglesia de Santiago Apóstol lució abarrotada de feligreses

Durante toda la misa los cánticos fueron coreados por los asistentes porque se engalanó con la presencia de dos grupos de marichis, “Real de mi tierra” de Muxupip y “San Felipe”, lo que hizo diferente esta ceremonia eucarística.
En su homilía el invitado especial, recordó a los fieles que “pueden ser defensores de la vida, de la luz, de la esperanza, del mejor horizonte de nuestra comunidad, que es lo que nos enseña la Virgen”.
El prelado les dijo que la Virgen siempre nos anima y nos alimenta, siempre está ahí para  apoyarnos, y les pidió que sigan su ejemplo para que sean buenas madres. “Recordemos  que la presencia  de la dulce Virgen es ánimo, luz, esperanza y confianza en que nosotros podemos seguir adelante pase a todas las dificultades.
“Yo donde voy siempre digo esta frase, que espero que la recuerden todos, consistente, permanece  y prevalece”. Berlie  Belaunzarán también hizo un llamado a las personas a apreciar la vida y darles las gracias a Dios todos los días, “pues nos permite ver un  nuevo amanecer, la vida es el regalo más inapreciable que tenemos”.