Recuerdan la promulgación de la Constitución de 1917

DSC_8948

Con una ceremonia cívica en la cancha de La Valencia/confusión en la reseña emitida por una maestra 

 

DSC_8944Tizimín Yucatán a 5 de febrero.- Al conmemorar el aniversario No.94 de la promulgación de la Constitución de 1917, el personal de la escuela primaria “Francisco Alcalá Martín” que se encargó de la organización de la parada cívica, destacó que nuestra carta magna es un texto jurídico vivo, abierto, en evolución ininterrumpida susceptible de modificarse cuando la propia realidad y el progreso se lo demanda.
En la reseña histórica, la Profra. Gabriela Rosado recordó que la primera constitución nace en el año de 1824, la segunda se publicó cuando Benito Juárez fue Presidente de la República en el año de 1857, en esta se establecía la libertad de enseñanza, de imprenta, de industria, de comercio, de trabajo y asociación.

 

DSC_8951 Pero en el año de 1917 cuando Venustiano Carranza y Álvaro Obregón estaban al frente del país, la constitución se modifica en sus artículos 3, 27 y 123 ya que son los que representan el espíritu social de esta constitución.
indicó que este 5 de febrero en todo el territorio nacional mexicano se recuerda el “nonagésimo cuarto” (en realidad es nonagésimo octavo) aniversario de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, nuestra Carta Magna promulgada en la ciudad de Querétaro, Querétaro el 5 de febrero del año 1917.
Agregó que la Constitución de 1917 es el resultado de las grandes luchas del pueblo mexicano por alcanzar su libertad y soberanía, se sustenta en los ideales más significativos de la Revolución Social Mexicana de 1910, al postular los principios de justicia social que nuestra nación demandaba, como son; educación para todos, soberanía popular, derechos humanos, división de poderes, sistema representativo y federal, separación del estado y las iglesias y garantía para defensa de la primera constitución.
“Es cierto que hoy en día, México es un país muy diferente a aquel de 1917 y que las demandas y necesidades de nuestra sociedad, son otras, por ello nuestra carta magna ha sufrido cambios, cambios profundos y vertiginosos, pero a pesar de esto nuestra constitución no ha perdido las características de su esencia, la libertad, la democracia y la justicia social”, dijo.
“Así a sus 94 años de edad (así se leyó en el evento, cuando en realidad son 98), nos rige una constitución viva, un cuerpo legal y en permanente desarrollo, que contiene ideales y los persigue, que se nutre de esas realidades del mundo en constante transformación y la combina con los ideales que atesora para mantenerse siempre viva”.
Resaltó que para fortuna de los mexicanos nuestra constitución es un texto jurídico vivo, abierto, en evolución ininterrumpida y susceptible de modificarse cuando la propia realidad y el progreso se lo demanda.  En la parada cívica se contó con la presencia de alumnos de las escuelas primarias, Benito Juárez García, Francisco Alcalá Martín, Adolfo López Mateos y Crescencio Carrillo y Ancona.