Va teniendo forma el mural en la Casa de la Cultura

dsc_1324

El pintor Víctor Argaez plasma sus ideas relacionadas a la historia de Tizimín en una obra de arte

dsc_1331

El artista (Derecha) explica la idea original de su obra

 

Tizimín; 29 de noviembre.- El pintor yucateco, originario de Buctzotz, Víctor Argáez Sánchez presentó hoy antes los representantes de los medios de comunicación los detalles de la obra que plasma en la casa de la cultura con una dimensión de poco más de 60 metros cuadrados.
Con la idea grabada en la  mente, el artista ha iniciado sus primeros trazos de lo que será un mural basado en lo que distingue a Tizimín, deidades cuidando el ex convento y al nicho de los Tres Reyes, un hombre que sale del cenote de Kikil y que protege las festividades patronales, en este sentido; la obra incluye el baile de las cintas.
Acompañado por la regidora Shelina Osorio Ramírez, entre otros funcionarios explicó que  este mural será único y se quedará para las futuras generaciones y será parte de la historia que van a leer los niños que en la actualidad están tomando clases de pintura.
En esta obra no pasa desapercibida la importancia de la ganadería y la agricultura, con un sol resplandeciente que lo mismo significa su salida o que se oculta y en primer plano un hato ganadero de distintas razas que enmarca el desarrollo de esta actividad en esta región, rodeado desde luego de los pastizales y maizales.
En resumen, en el mural se expresa la presencia del  “Yum k´ax” (Dios del monte) “Yum iik´” (Dios del viento)  y “Yum Chaac” (Dios de la lluvia); tres deidades que tienen un significado insustituibles en las labores propias de esta región.
Inicialmente el proyecto estaba planeado para pintar un muro de 3 x 10 metros que queda al fondo, sin embargo el artista en su creatividad decidió que sería una obra magnífica que se pintara la parte alta y un costado de la recepción e incluso como parte de su agradecimiento al ayuntamiento por apostarle a las obras de arte, ofreció que únicamente se le cubran costos de los viáticos y material que utiliza, es decir que su trabajo será caritativo para dejarles a Tizimín, un moral que representa mucho para sus habitantes.